Inicio | Contacto | English     •   Buenos Aires

Detalle de Noticias

    Supresión de la deducción por inversión en vivienda habitual:

    Con efectos desde el 1 de enero de 2013 se suprime la deducción por inversión en vivienda habitual.

    No obstante, se establece un régimen transitorio de deducción por inversión en vivienda habitual  en virtud del cual podrán seguir practicándose la deducción los siguientes contribuyentes:

  • Los contribuyentes que hubieran adquirido su vivienda habitual o satisfecho cantidades para su construcción con anterioridad a 1 de enero de 2013.
  • Los contribuyentes que hubieran satisfecho cantidades por obras de rehabilitación o ampliación de la vivienda habitual con anterioridad a 1 de enero de 2013, siempre que las citadas obras estén terminadas antes de 1 de enero de 2017.
  • Los contribuyentes que hubieran satisfecho cantidades para la realización de obras e instalaciones de adecuación de la vivienda habitual de las personas con discapacidad con anterioridad a 1 de enero de 2013, siempre y cuando las citadas obras o instalaciones estén concluidas antes de 1 de enero de 2017.
  • En todo caso, para poder aplicar el régimen transitorio de deducción se exige que los contribuyentes hayan aplicado la deducción por dicha vivienda en 2012 o en años anteriores, salvo que no la hayan podido aplicar todavía porque el importe invertido en la misma no haya superado el importe exento por reinversión o las bases efectivas de deducción de viviendas anteriores.

    Los contribuyentes que hubiesen depositado cantidades en cuenta vivienda con anterioridad a 1 de enero de 2013:

    No podrán aplicar a partir del 1 de enero de 2013 el régimen transitorio de la deducción por vivienda.

    No pierden las deducciones practicadas en ejercicios anteriores, que siguen vinculadas al cumplimiento de todos los requisitos de las cuentas viviendas vigentes en el momento en que se practicaron tales deducciones para consolidarse.

    Pueden optar por regularizar las deducciones en la declaración del 2012 sin intereses de demora. Si no utilizan dicha opción y posteriormente incumplen alguno de los requisitos regularizarán por el procedimiento ordinario con intereses de demora.

    Modificación de la tributación de las ganancias en el juego:

    Ganancias en el juego NO sujetas al nuevo gravamen especial:

    Con efectos desde 1 de enero de 2012 se permite computar las perdidas en el juego con el límite de las ganancias obtenidas.

    Ganancias en el juego sujetas al nuevo gravamen especial:

    Con efectos desde 1 de enero de 2013 se crea el Gravamen Especial sobre los premios de determinadas loterías y apuestas  con las siguientes características:

  • Están sujetos los premios de las loterías y apuestas de Loterías y apuestas del Estado, las CCAA, la Cruz roja, la ONCE y las análogas europeas.
  • La base imponible es el importe del premio, no obstante están exentos los primeros 2.500€ (o parte proporcional si la apuesta es inferior a 0,50€).
  • El tipo de gravamen es del 20%.
  • El gravamen especial se integra en el IRPF pero no afecta en absoluto al resto del Impuesto que seguirá liquidándose como hasta ahora sin ninguna variación.
  •  

    Base imponible del ahorro: Modificación de las ganancias y pérdidas patrimoniales que se integran en la misma.

    Con efectos desde el 1 de enero de 2013 se integran en la base imponible del ahorro exclusivamente las ganancias y pérdidas derivadas de transmisiones de elementos patrimoniales con periodo de generación superior a un año.

    Asimismo, se limita el importe del saldo de las pérdidas de la base imponible general que pueden compensarse con el saldo positivo de los rendimientos e imputaciones de rentas, pasando del 25% al 10%.

    Por otra parte, se establece un régimen transitorio de compensación de las pérdidas patrimoniales de los años 2009 a 2012

    Las pérdidas derivadas de transmisiones, cualquiera que fuese su periodo de generación, que se integraban en la base imponible del ahorro, sólo se compensarán con el saldo positivo de las ganancias y pérdidas con periodo de generación superior a un año.

    Las pérdidas no derivadas de transmisiones, que se integraban en la base imponible general, se compensarán con el saldo positivo de las ganancias y pérdidas con periodo de generación igual o inferior a un año y no derivadas de transmisiones. Para estás pérdidas pendientes de compensar se mantiene el límite del 25%.

    Valoración de la retribución en especie por utilización de vivienda:

    Con efectos desde el 1 de enero de 2013 se modifica la forma de valorar la retribución en especie derivada de la utilización de vivienda cuando ésta no sea propiedad del pagador:

    La valoración será el coste para el pagador, sin que en estos casos opere el límite del 10% del resto de contraprestaciones del trabajo.

    No obstante, la valoración resultante no podrá ser inferior a la que hubiera correspondido aplicar para los casos en que la vivienda sea propiedad del pagador, que sigue siendo el 10% o el 5% del valor catastral o del 50% del valor a efectos del Impuesto sobre el Patrimonio.

    Sin perjuicio de lo anterior se introduce un régimen transitorio para aquellos casos en que el empleador ya viniera satisfaciendo esta retribución en especie consistente en la utilización de una vivienda que no sea de su propiedad.

    Además de las comentadas se adoptan las siguientes medidas en materia de IRPF:

    • Se prorroga para el ejercicio 2013 la reducción por creación o mantenimiento de empleo.
    • Se prorrogan para el ejercicio 2013 los beneficios fiscales ligados a los gastos e inversiones efectuados para habituar a los empleados en la utilización de las nuevas tecnologías de la comunicación y de la información.
    • Con efectos desde el 1 de enero de 2013 se modifica la regla de imputación temporal de la rentas en el caso de cambio de residencia de un contribuyente cuando el traslado se produzca a otro Estado miembro de la Unión Europea.
    • Con efectos desde el 1 de enero de 2013 se modifica el régimen de imputación de las contribuciones empresariales a seguros colectivos que cubren compromisos de pensiones.
    • Finalmente, se incrementa la tributación de las indemnizaciones u otras retribuciones de cuantía muy elevada derivadas de la extinción de relaciones laborales o mercantiles, estableciéndose nuevos límites para la aplicación de la reducción del 40% sobre estos rendimientos con periodo de generación superior a dos años o irregulares.

     

    << Volver